7 pasos a tener en cuenta a la hora de crear una app

Diseño web

10-04-2017

                               

Si has tenido una idea revolucionaria y estás pensando en lanzarte al mercado de las aplicaciones móvil, debes saber que no sólo basta con buscar un desarrollador web que haga realidad tu proyecto.

Muchas de las startup que se introducen en el mundo de las apps cometen el error de tirarse a la piscina sin haber realizado un análisis previo, o sin tener en cuenta aspectos que son vitales para aspirar a tener éxito con su proyecto.

Desde rIL estudio te señalamos 7 pasos básicos a tener en cuenta a la hora de desarrollar tu app:

1. Pon los pies en la tierra ¿tu idea es realizable?

Tener una buena idea es el primer paso para iniciar un proyecto, pero es muy importante que tengas en cuenta los aspectos técnicos. ¿Cuánto tiempo y recursos económicos vas a tener que dedicarle a la aplicación móvil? ¿Cuentas con ellos? ¿Puedes conseguirlos? Piensa que, dependiendo del tipo de app, su complejidad a la hora de realizarla será mayor y, por lo tanto, también incrementarán los costes.

Si tras hacer una valoración de todos los factores que implican tu aplicación lo ves claro, ¡adelante! Si no es así, quizás deberías replantearte su viabilidad y darle una vuelta a la idea original.

2. Realiza un estudio de mercado

¿Piensas que tu app da solución a algún problema? ¿Existe alguna aplicación similar a la tuya en el mercado? Antes de lanzarte al desarrollo de la app, debes hacer un estudio de la competencia, comprobar cuál sería la posible demanda de tu aplicación, si la gente estaría dispuesta a pagar algo por ella o por un servicio premium… Además, también tienes que decidir aspectos importantes como para qué dispositivos va a estar disponible, si va a ser gratuita o de pago…

3. Diseña los primeros bocetos

No tiene por qué ser nada profesional: solo necesitas un boli y un papel. Puedes dibujar cual será el aspecto de la aplicación, que ventanas/pantallas necesitará tener, donde vas a situar los botones etc.

Los bocetos te ayudarán a explicar mejor la idea que tienes al programador que vaya a desarrollar la app móvil. No es necesario que sea un diseño detallado ni que tengas en cuenta aspectos técnicos de usabilidad: el desarrollador de software podrá ayudarte a definir la interfaz de tu aplicación de forma eficaz y gracias a su experiencia conseguirá que la aplicación resulte sencilla y atractiva para el usuario.

4. Busca un programador que haga tu idea realidad

Si no cuentas con los conocimientos necesarios, lo más práctico es que contactes con un profesional que te ayude a hacer tu idea realidad. En el diseño y desarrollo de una aplicación móvil existen cientos de factores que es necesario tener en cuenta y si no tienes experiencia, la mejor opción es contactar con un profesional.

En nuestro estudio de diseño web en Zaragoza contamos con un equipo experto en desarrollo y diseño de aplicaciones móvil que te ayudará a dar forma a tu proyecto.

5. Pide a tus conocidos que testen la app

Una vez que el diseñador termine de dar forma a la primera versión de la aplicación, podréis empezar a realizar las primeras pruebas.

Lo más aconsejable es que pidas una segunda, una tercera y una cuarta opinión. Por eso, una vez que tu idea sea palpable, puedes pedir a tus conocidos que testen la aplicación antes de publicarla en las diferentes plataformas. De esta forma obtendrás información muy valiosa que te ayudará a saber cuáles son sus puntos débiles y fuertes.

6. Revísala y mejórala

Ya tienes las opiniones, ahora toca utilizarlas para mejorar tu app. Pide al desarrollador que introduzca los cambios necesarios para ponerla a punto y haced juntos una la revisión final.

Una vez que ya le hayáis dado una última vuelta, ¡es el momento de publicarla!

7. ¡Empieza a promocionarla!

De nada sirve que tu app esté disponible para descargar si nadie sabe que lo está. Lo primero que tienes que tener en cuenta a la hora de dar a conocer tu aplicación es que tus potenciales clientes son aquellos habituados al uso del móvil y las apps: por lo tanto, los mejores medios para promocionarte son Internet y las redes sociales.

Una buena campaña de Facebook Ads o Google Adwords es esencial para dar a conocer tu aplicación. También puedes utilizar otras redes sociales como Instagram, LinkedIn… Los medios tradicionales son una opción, pero el coste es mucho mayor y el éxito no está asegurado. Piensa que publicitándola en internet puedes incluir un enlace directo para descargar la app desde la App Store o la Play Store: facilitándole la tarea a tus potenciales clientes ¡las posibilidades