El poder de las infografías

Diseño gráfico

23-01-2017

Un día normal recibimos, de media, unos 3.000 impactos publicitarios. Ante este sobre exceso de información, resulta lógico que una persona no se pare por la calle a leer un cartel que anuncia “Curso de fotografía en Zaragoza. Aprende a manejar tu cámara como un profesional”. Sin embargo, puede que una imagen atractiva relacionada con esa temática sí que llame su atención.

Con las infografías ocurre algo parecido. Estamos en la época de la no lectura. Nos hemos acostumbrado a que la información nos venga dada, procesada y lista para ser asimilada de un vistazo ya sea a través de gráficos, tablas o de breves resúmenes. En este contexto, las infografías se convierten en un elemento indispensable para transmitir una gran cantidad de datos de manera rápida y, ante todo, muy visual.

Pero, ¿dónde reside realmente el poder de las infografías?

Atracción

La gran ventaja de las infografías frente a los textos, es que son mucho más atrayentes. Tienen la capacidad de sobresalir entre los artículos corrientes y se leen mucho más rápido. Además, el diseñador de la infografía tiene un poder mayor sobre el lector: puede crear diferentes sensaciones a través de una paleta concreta de colores, por ejemplo.

Si la información que queremos transmitir es demasiado amplia y precisa de un contenido escrito, la infografía puede actuar como el acompañante perfecto para llamar la atención.

Viralidad

Las infografías son perfectas para publicarlas en redes sociales. Comparten la misma esencia: son rápidas y dinámicas. Es mucho más probable que una publicación sea compartida cuando aparece una imagen que cuando está compuesta simplemente por un texto. Por lo tanto, hay muchas más posibilidades de que se convierta en un contenido viral.

Comprensión

Cuando los datos están representados en forma de imagen, nuestro cerebro los procesa mucho mejor. Una buena infografía es capaz de explicar claramente hasta los temas más complejos, por lo que nos puede servir como bote salvavidas si la temática que queremos abordar resulta difícil de comprender para la mayoría del público.

Impacto

Las imágenes suelen ser más impactantes y fáciles de recordar que un texto. Por lo tanto, los datos de una infografía permanecerán en nuestra memoria durante mucho más tiempo. Para ello, es necesario cuidar hasta el más mínimo detalle de sus elementos y la composición: cuanto más sencillos resulten para el cerebro, mejor los memorizaremos.

 

Las infografías han adquirido cada vez más importancia tanto en el mundo online como en los medios de comunicación tradicionales. Sólo tienes que mirar a tu alrededor para darte cuenta de que es uno de los contenidos que más abunda en ambas plataformas.

Una buena infografía puede ser la clave del éxito de una publicación o de un artículo para tu blog. En rIL estudio contamos con profesionales en Diseño Gráfico que te ayudarán a sacar el mayor partido a tu contenido.